Thermidor vintage con alarma y corazón Seiko

Efectivamente, este también es fruto de una compra en una relojería que echa el cierre, concretamente la misma que el de titanio y estética militar y el de aluminio que os presenté antes del verano.

No soy yo muy de dorados, pero por 20 euretes el reloj estéticamente me gusta y le puedo poner una correa de cuero de las muchas que tengo en la caja. Así que como me puede el vicio se vino para casa. Conste que me convenció el tema de la alarma.

Es un reloj comedido en tamaño, 38 mm sin contar las coronas y 18mm entre las garras. Al ser un cuarzo es un reloj fino, my para mi pequeña muñeca.

La caja es cromada, no sé qué tal resistirá un uso diario ese dorado, pero bueno no pienso usarlo con asiduidad. Resaltan las dos coronas, una para poner el reloj en hora y la otra con dos posiciones para la alarma.

El armis es bastante malo, de chapa doblada y un poco sonajero. Tiene doble cierre de seguridad que le da un punto positivo, pero vamos no es algo como para tirar cohetes.

La trasera sí es de acero y declara una resistencia al agua de 3 atmósferas, o sea que hay que mantenerlo alejado de la humedad. Está fijada a presión y cuesta bastante sacarla. Ese «CA1761» debe ser el número de modelo porque no hace referencia al calibre que monta.

Hablando del calibre es de la factoría Shiojiri, o lo que es lo mismo está manofacturado por Seiko Epson. No tenía ni idea de que Seiko hubiera vendido calibres y módulos de cuarzo bajo esta denominación, es el primero que me encuentro pero sí que hay información en la red. Esta factoría de Seiko es una de las que elabora Grand Seiko. Podéis leer, más o menos, en la foto macro Shiojiri Ltd Japan

En el interior de la tapa trasera tenemos el resonador, como comenté este reloj tiene alarma.

Para seleccionar la hora a la que queremos que suene, tenemos que tirar de la corona situada a las cuatro hasta la segunda posición y se moverá la aguja del subdial de la alarma para seleccionar una hora.

Una vez elegida la hora, empujamos esa misma corona hacia la primera posición, en el dial a las seis el orificio dejará ver un círculo rojo para indicarnos que la alarma está activa. Para desactivar la alarma basta con empujar la corona a las cuatro a fondo hasta la posición cero.

En definitiva un reloj que ahí está, no es especialmente bonito, no es de unas calidades excepcionales, pero es un trasto curioso y me ha hecho descubrir otra de las ramificaciones que ha tenido Seiko en su historia.


Crono Thermidor de titanio

Empezamos el curso con un reloj que muy probablemente podría haber llevado yo al empezar algún curso en el instituto, aunque no es el caso porque este lo he comprado este año en una liquidación de stock. Se trata de un crono Thermidor de titanio de los años noventa o quizá principios de los dosmiles.

La estética es la que ya hemos visto otras veces en cronos de la época, como por ejemplo el Micro que os presenté antes del verano, un Viceroy de hace unos años o el Lotus 9704 el verdadero rey de los cronos de titanio de los noventa.

El Thermidor de esta ocasión luce así con esa pedazo de esfera amarilla. La correa era a juego amarilla, pero la verdad el paso de los años aunque no estaba usada no le habían hecho bien. Así que la cambié por esta Diloy efecto carbono con pespunte amarillo que le queda estupenda.

La caja de titanio está muy bien terminada, al ser un reloj de cuarzo además no es muy gruesa y los pulsadores resaltan muy bien, son fáciles de manejar.

Siguiendo con la caja, es un reloj que promete una resistencia al agua de 100 metros, la tapa trasera es roscada pero la corona no lo es. Supongo que con una revisión de juntas aguanta un piscinazo. Los de los noventa lo aguantaban o tenían que aguantarlo, si querían sobrevivir a los adolescentes.

Las funciones son las de un crono al uso, no tiene alarma como es el caso de otras Miyota. Como podéis observar lleva montado un bisel giratorio con escala de minutos y un aro interior con taquímetro. El dial a las doce marca minutos acumulados, el que está a las nueve marca las horas y el inferior marca los segundos en modo reloj y las centésimas de segundo en modo crono. Esto me hace suponer que se trata de una Miyota OS80, aunque no he desmontado el reloj para comprobarlo.

Os dejo un par de fotos más de cerca para que podáis ver el detalle de la esfera. Las serigrafías son buenas y el dial no tiene errores, además los índices están bien colocados y el lume centrado.

Termino con el lume, que a pesar de los años, aguanta y cumple. Supongo que porque ha estado en una caja sin ver la luz del sol en todos estos años. Eso sí, solo el de las aguas, el del dial ni está ni se le espera.


Reloj thermidor de aluminio

Pasamos del titanio al aluminio, dos metales muy ligeros y a la vez muy diferentes. El titanio es ampliamente utilizado en relojería en diferentes grados y acabados, el aluminio mucho menos. La verdad excepto creo que Swatch yo personalmente no he visto mucho reloj de aluminio. Este fue otro de esos hallazgos en una relojería viejuna a punto de la jubilación.

Es un reloj con estética diver, bisel giratorio con los minutos marcados, que francamente es un adorno junto con el bisel interno con taquímetro, nada nuevo bajo el sol. Evidentemente, no estamos hablando de un reloj que en algún momento haya tenido intención de uso profesional.

Sí que tiene puntos buenos, como ese bisel giratorio bastante suave y sin holguras, el fondo roscado con la tapa de acero:

Hacemos una pequeña pausa en la narración para hablar de la resistencia del aluminio, ninguna. Efectivamente, justo en este reloj va y se me escapa la jaxa. Observad en la foto la diferencia entre la marca, que es un roce, en la tapa de acero y los surcos de la caja de aluminio. Este metal no está hecho para resistir un trote acusado, otra cosa es mi torpeza en este caso. En cualquier caso ese armis y esa cja van a llevar mal los roces de uso diario.

Seguimos por donde íbamos, la corona es roscada y esto se agradece porque en verano te lo puedes llevar a remojarte en la piscina por ejemplo. Además, también es de acero.

El armis es todo en aluminio y montado con pasadores de acero, el cierre es de acero por motivos evidentes de resistencia, entiendo que un cierre de aluminio al hacer fuerza sin querer lo doblas seguro. Es de doble pulsador, estaría bien uno con doble cierre de seguridad pero no se le puede pedir más a este relojete.

El cristal montado de serie es mineral y con una curvatura tremenda que hacía poco legible este reloj. No es que me importe montar cristales abovedados, muchos relojes de los que tengo los tienen. Pero esto de que sea totalmente una lupa, es un desmadre. Una foto de lo que traía puesto:

Así que desmonté el reloj, ya de paso me entretengo, y le monté un zafiro. Mi mayor miedo al desmontarlo era doblar el bisel de aluminio, pero hubo suerte y salió y volvió a encajar sin problema. Una foto con su zafiro, en realidad todas las fotos del artículo las he hecho con el zafiro montado.

En cuanto al dial y las agujas están bien trabajados, sin pretensiones pero sin fallos aparentes y desagradables. Los índices son aplicados y con una bonita forma de flecha. Las agujas son visibles y están bien pulidas, al menos para mi vista.

Donde sí se aprecian fallos es en la serigrafía, no sé si de producción o por los años que podría llevar el reloj en un expositor. De todos modos con lo poco que veo, sin el macro ni me entero.

Vamos con la sorpresa agradable del reloj, el lume. Ya pensaba que no hacía falta ni hacer fotos de él como con otros relojes que he comprado porque francamente sería una anécdota. Pues no, en este caso el lume cumple bien simplemente con el sol de un día nublado. Buen punto para el relojete.

En resumen os puedo decir que es un reloj muy cómodo, 40 mm de diámetro sin corona, y dado que es de aluminio es extremadamente ligero. Es resistente al agua, 5 atm prometen y al menos lleva corona y fondo roscados. Monta en su interior una Miyota básica pero fiable como cientos de miles de relojes incluidos algunos Casio. Otra cosa es que la estética te encaje o no. yo lo he comprado por curiosidad más que nada, nunca he tenido un reloj de este metal, pero es verdad que ya lo he usado unas cuantas veces porque no me desagrada.


Thermidor vintage militar de titanio

Últimamente me he aficionado a esta marca, bueno es más bien que encontré una relojería que tenía algunos modelos NOS muy curiosos. Entre ellos este modelo vintage de titanio con estética militar.

Llama la atención por su grosor, es muy delgado y además por su poco peso, es prácticamente como no llevar reloj. También es verdad que en parte es gracias a no montar segundero, algo que me da un poco de raro, pero bueno se puede hace alguna excepción.

Evidente mente es un cuarzo, tengo que abrirlo a ver qué monta porque en la tienda me lo dieron con la pila repuesta y esta vez no he tenido que abrirlo yo. Por el momento os muestro la tapa trasera, en la que se puede leer que toda la caja del reloj es de titanio.

Me gusta, me gusta bastante la estética, la legibilidad, el tamaño que es de unos 40mm es un reloj perfecto en mi opinión. Me recuerda mucho al diver Casio de titanio que también me gusta tanto y al que tanto uso doy en verano.

Sobre este reloj no me puedo extender mucho más, solo dejaros una fotografía en la muñeca.


Thermidor triple calendario ¿quién da más?

Hace tiempo encontré una relojería de las de toda la vida, de esas que tiene un cartel de liquidación total por jubilación, no me pude resistir a entrar. Mereció la pena.

Dentro de la relojería ente multitud de despertadores de los 90, plumas, mecheros y adornos varios había un estante entero dedicado a la marca Thermidor. Modelos básicos de la última época de la marca antes del relanzamiento. Relojes de los 90 y principios de los 00 incluso algunos mecánicos de los 70, sobre todo de señora.

Os cuento un poco sobre Thermidor, según ellos mismos dicen en su web son una marca española nacida a mediados de los años 50. Entiendo que es una de las muchas que proliferaron marcando relojes fabricados en otros lugares, sé que tienen muchas piezas de origen francés (Thermidor es un palabra francesa) también algo de Suiza y más adelante de Hong kong y de china. Parece que sobrevivieron más o menos bien a la crisis del cuarzo pero tuvieron una muy mala época pasados los 90. Hace unos años volvieron a relanzar la marca, incluso en su web se podía comprar relojes NOS de hacía 30 o 40 años.

Después de ojearlos un rato, me decidí a llevarme algunos, estaban a muy buen y me gustaban estéticamente. Además, estos relojes aún montaban cuarzos de calidad a pesar de ser modelos como os decía básicos. Os voy a presentar uno de ellos, quizá uno de los mas curiosos, un cuarzo triple calendario.

¿De qué va esto del triple calendario? Pues es una especie de fantasía para poder leer el día de la semana en tres idiomas diferentes ¿por qué? Muy sencillo, porque se podía. Francamente no le encuentro demasiada utilidad a tener el día en alemán, inglés y castellano.

Me llamó la atención por esto y por lo fino que es el reloj a pesar de tener segundero, sobresale lo justo el bisel y por encima incluso el cristal, han ajustado al máximo la caja.

La caja es de aleación cromada y la tapa trasera de acero, algo muy normal en estos relojes de gama baja, al menos está bien terminada.

Para terminar vamos con la máquina, como os comentaba al principio Thermidor ha montado muchas piezas francesas, creo pero no estoy seguro de que llegó a producir en Francia. Por favor corregidme si me equivoco porque puedo confundirme con otra marca.

Es caso es que este triple calendario monta un cuarzo FE France Ebauches, una marca francesa que producía calibres mecánicos y de cuarzo asequibles. Aún se puede encontrar stock de algunos de los modelos. Estas son las fotos del que monta mi Thermidor.

Espero que este noventero os haya despertado la curiosidad y entretenido un rato. Ya os iré presentando alguno más de los que compré.


Thermidor vintage diver de cadete

Esta semana, quiero enseñaros otro de esos relojes que encuentro entre los montones de chatarra de los mercadilos. En este caso es un reloj Thermidor, tipo diver de tamaño cadete, diría que de finales de los años sesenta o principios de los setenta. Así es como lo encontré.

tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo5_1280tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo6_1280

Funcionaba, pero tenía porquería para llernar dos cajones. Así que lo primero fue desmontarlo por completo, para poder limpiarlo a fondo. el aro de tensión del bisel había perdido la formna y tuve que dársela de nuevo para poder encajarlo. el bisel gira libre ya que es de fricción, no tiene «clics».

tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo3_1280

El plexi tenía un roto y estaba muy muy rallado, así que iopté por comprar uno nuevo. Al ser un tamaño y forma genéricos, no fue difícil encontrar uno en una tienda de fornituras.

Antes de poner el nuevo plexi, le hice una foto al dial. Está bien conservado y según le da la luz va variando el color del aul marino al verde, es muy bonito.

tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo9_1280

Este pequeño reloj, monta una máquina de remonte manual, entiendo que de reloj de señora, no pasa de 30mm sin contar la corona este diver.

tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo8_1280

El calibre es en concreto un Lorsa P75, se puede ver la marca junto al volante (encuadrado en rojo), la foto la he cogido de Internet.

tumblr_pmzf5he4n21wy50ilo1_400

Como véis la caja es de metal cromado, se adivina en los desgates. Por eso, solo pude abrillantarla un poco para no llevarme el cromado por delante. La trasera sí es de acero, así que la pulí un poco, me gusa este grabado del buceador tan típico en los relojes de la época.

tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo2_1280tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo7_1280

Es una pena que el tamaño lo haga tan poco «usable», porque es un reloj francamente bonito, este es su aspecto una vez terminado. Conserva incluso su lume original, tanto en el dial como en las agujas.

tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo1_1280tumblr_pmz8r5somg1wy50ilo4_1280


Diales y tipografías

Esta semana va un post en el que las que hablan son las imágenes, las de mis diales favoritos, la mayoría (qué sorpresa) son de Seiko.

Que un reloj sea o no uno de mis favoritos no depende de su precio, en esta muestra hay un Thermidor tremendamente barato y un Seiko Pressage. Y que sean de mis favoritos no significa que los haya vendido, alguno de los que aquí aparecen salió hace tiempo. Tampoco influye que sean automáticos o de cuarzo, hay de ambos, incluso un anadigi que ya presentaré más adelante.

Simplemente me gusta la textura, la tipografía, la disposición de los elementos del dial o como se ve en directo. Estos son los míos ¿y los vuestros?


Como engrasar juntas de relojes, la «impermeabilidad»

Voy con el segundo post de restauración del Thermidor Vintage. Este va servir para explicar como se engrasa una junta para que no pierda su elasticidad y haga resistente el reloj al agua más tiempo. Ojo, no aumenta la impermeabilidad, solo la mantiene. Es decir, si el reloj es «water resist» y no te puedes ni lavar las manos con él, después de engrasar la junta tampoco podrás.

El saber si un reloj es sigue manteniendo sus cualidades e impermeabilidad no te la da un cambio de junta, como hacen en muchas relojerías. El reloj debe pasar por una prueba de estanqueidad realizada con maquinaria específica, que garantiza que el reloj no tiene fugas. si realmente hacen esta prueba a vuestros relojes deben entregaros un resguardo impreso por esta máquina que así lo certifique.

Vamos al grano, yo empleo dos métodos diferentes:

1 – Aceite de silicona. Es un aceite que se puede comprar en tiendas de productos químicos, es inodoro, transparente y lo hay de varias densidades, yo uso el menos denso 100 CSP. Es bastante barato, 6 euros el litro y te da para varias vidas. (Vale también para rellenar los relojes digitales y hacerlos más resistentes al agua o más legibles los diales negativos, como este)

tumblr_ovrjf4kdzy1wy50ilo4_1280

Para engrasar la junta, basta con coger una gota de aceite con el dedo y pasar toda la junta por ella. Con eso es suficiente, no hace falta bañar la junta como si fuera queso en aceite.

tumblr_ovrjf4kdzy1wy50ilo1_1280

2- Engrasadores profesionales. Parece que se trata de máquinas de alta precisión pero no, son almohadillas impregnadas en diferentes tipos de grasas, como las de agua para pegar antiguamente los sellos. Yo como soy un poco «freak» para is relojes Seiko tengo las grasas originales de la marca. Es más caro que lo anterior, un engrasador de estos vale creo que 15€.

tumblr_ovrjf4kdzy1wy50ilo2_1280

Para engrasar la junta, basta con abrir el engrasador, colocar la junta, cerrar de nuevo la tapa y moverla un poco. La junta queda impregnada de la grasa suficiente.

tumblr_ovrjf4kdzy1wy50ilo3_1280

La semana que viene el tercer post de la restauración del Thermidor.


Cómo arreglar una tija partida

Pues sí a os que desmontamos relojes viejos o «vintage» nos ha pasado mas de una vez, una tija torcida, intentas enderezarla con sumo cuidado y… Crack! se parte. Gota de sudor frío cayendo por la frente, mala leche a raudales, recuerdos para la familia del que torció la tija…

El caso es que tiene solución si como en este caso que os voy a contar queríais además cambiar la corona por una nueva o tenéis corona de repuesto. Es sencillo, solo necesitáis un prolongador de tija, son  fáciles de encontrar y muy baratos. Es el tornillo de acero que aparece en la siguiente foto, entre la tija rota y la corona.

tumblr_ovribkjqbw1wy50ilo6_540

La peor parte del asunto es, si no tenéis corona de repuesto, quitar el trozo de tija de la rosca de la corona, eso da para un rato largo y muchas veces es imposible si no queda suficiente tija fuera para poder desenroscar.

Pero vamos al grano, lo primero es limar el trozo de tija rota para eliminar salientes y que enrosque bien hasta el fondo del alargador, tiene que enroscar a tope para que luego no se afloje, podéis usar fijatornillos, yo sujeto la tija con alicate pequeño y enrosco el alargador con otro alicate. En la foto podéis ver la tija ya enroscada.

tumblr_ovribkjqbw1wy50ilo2_540

Bueno pues el resultado es una tija extralarga, así que tenemos que adaptarla al tamaño de la caja para que quede a ras. Para ello la colocamos en la máquina y marcamos el tope del tubo, luego probablemente tocará ajustar un poco más.

tumblr_ovribkjqbw1wy50ilo4_540

Volvemos a sacar la tija, quitamos la corona y cortamos por la marca con un alicate de corte, es sencillo.

tumblr_ovribkjqbw1wy50ilo3_540

Luego rematamos el final con una lima para enroscar la corona a tope y volvemos a probar colocando la tija en la máquina. Siempre dentro de la caja con la bata puesta para que la medida sea exacta. Si hay que cortar un poco más repetimos la operación pero ojo más vale cortar muchas veces poco que una y pasarse, si cortas de más tendrás que utilizar otro alargador, la tija tiene que quedar en su largo exacto.

tumblr_ovribkjqbw1wy50ilo1_540

Una vez la tenemos a medida, la sacamos de nuevo y la enroscamos de forma definitiva añadiendo fijatornillos, así no perderemos la corona.

tumblr_ovribkjqbw1wy50ilo5_540

Este post, es el primero de una serie en que mostraré la restauración de un reloj de cuerda manual «vintage» Thermidor, que compré en un mercadillo y que me ha dado para entretenerme una temporada. La semana que viene la segunda parte.